¿Quién mató a JFK?

Zerolistillos | 03/03/2013
EN Historias Auténticas | DEJA UN COMENTARIO
VISTO: 1436 veces

ETIQUETAS: mitos

Escribe Guillermo Munny

La CIA, el FBI, las petroleras, y los cubanos, comunistas y de derechas… Hay listillos que sostienen que en el asesinato de John Fitzgerald Kennedy, del que este año se cumple medio siglo, estuvo implicado todo el mundo. Salvo, quizás, la señora de la limpieza.

- Es que no tiene sentido. Pasó en coche por delante del almacén de libros y la policía afirma de modo concluyente que había un orificio de salida. ¿Cómo es posible que Oswald disparase desde dos ángulos a la vez? No tiene sentido. Oye lo que te digo. No era tan buen tirador como para darle a esa distancia a un blanco en movimiento. Pero si hubiese un segundo asesino… ¡Eso es!

- Ya discutimos eso antes.

- Si encontraran los casquillos del rifle…

- ¿Y ahora cuál es la conclusión? Que todos los de la Comisión Warren están implicados en el complot, ¿no?

- ¿Y por qué no?

- ¿Y Earl Warren también?

- Yo no conozco a Earl Warren, cariño

- ¿Y Lyndon Johnson?

- Lyndon Johnson es un político. Ya sabes.

- ¿Todo el mundo está implicado en una conspiración? ¿El FBI, la CIA, J. Edgard Hoover, las compañías petroleras? ¿El Pentágono? ¿La señora que limpia los lavabos de la Casa Blanca?

- Yo eximiría a la señora de los lavabos.

En esta escena de Annie Hall (1977) Alvy Singer (Woody Allen) se adhiere a la teoría de la conspiración para explicar el asesinato de John Fitzgerald Kennedy. Aunque el personaje lo hace para disimular los problemas sexuales que tiene con su mujer, la obsesión de Singer la han compartido muchos estadounidenses desde que el trigésimo quinto presidente de los Estados Unidos cayera abatido a tiros el 22 de noviembre de 1963 durante un desfile en Dallas. El magnicidio ha sido material para libros, programas de televisión, películas –como JFK, de Oliver Stone, en el que se defiende la teoría del complot–, discusiones de café o entretenidas sobremesas. Siempre alguien como Singer lleva la voz cantante y piensa que gracias a su inteligencia ha encontrado las lagunas de la versión oficial y al fin ha encajado las piezas del verdadero puzle.

Lee Harvey Oswald, el hombre que fue capturado e imputado como autor de los disparos, fue asesinado un par de días después. Hasta entonces había proclamado su inocencia. Tres comisiones especiales de investigación dictaminaron que él había sido el asesino. Pero otra comisión declaró que necesariamente tenía que haber otro pistolero en la escena del crimen. Esa fue la teoría preferida para los especuladores que hablan de trayectorias de disparo, de orificios de entrada y salida de la bala, como si de repente fueran físicos o forenses.

En 1994, James Earl Files, quien aseguró que trabajaba para la CIA, se autoinculpó en público como el autor de los disparos. Concedió varias entrevistas en las que apuntaba a la agencia de inteligencia como la mente detrás del magnicidio. Su testimonio fue su única prueba.

La CIA siempre ha estado en el punto de mira. También el FBI, y los cubanos, comunistas y de derechas… Los listillos parece que responden afirmativamente a la pregunta que la mujer de Singer formula. “¿Están todos implicados?”. Quizás es cierto que solo se libra la señora de la limpieza.

COMENTARIOS

Cargando comentarios...

DEJA UN COMENTARIO

Identifícate o Regístrate para poder comentar.

MARCAS:
PUEDES PONERTE EN CONTACTO CON NOSOTROS A TRAVÉS DE:
Scroll To Top